¿Tarjetas Revolving?

Es un tipo de tarjeta de crédito, cuya particularidad es que el pago de las compras, disposiciones en efectivo, etc. que se realicen con la misma, se aplazan.
La principal “ventaja”, aparentemente, es que tu decides cuánto quieres abonar periódicamente.
Por lo general pagas una cuota fija, que suele ser baja, o un porcentaje de la deuda pendiente.
La realidad es que estas tarjetas funcionan como microcréditos y aplican unos intereses altísimos, entre el 20 y el 30%; y pagando una cuota baja y con unos intereses tan altos, la deuda se alarga indefinidamente.
Por una compra de 900€ puedes acabar pagando 2.900€.

¿Qué se puede reclamar?

Puedes reclamar la nulidad del contrato y la devolución del exceso de intereses pagados. Si decides reclamar, te puedes ver en estas dos situaciones:

  • Si has pagado más de lo prestado: Puedes reclamar judicialmente la nulidad del contrato y el exceso de capital más los intereses, el seguro y comisiones que te hayan cobrado.
  • Si todavía no has pagado lo prestado: Puedes reclamar judicialmente la nulidad del contrato y la devolución de los intereses, el seguro y las comisiones; y abonar a la entidad prestamista el capital prestado que te quede por pagar.
Click for Details

¿Cómo Consigo La Devolución?

 

  • Contacta con nosotros
  • Te ayudamos a preparar la documentación
  • Analizamos tu caso y te proponemos un plan de acción
  • Si tu banco no acepta, interpondremos una demanda judicial
  • Intentaremos acordar una solución amistosa con tu banco
  • Una vez ganada, cobramos tu dinero y te lo transferimos. Solo ganamos si tu ganas

Testimonios

 «Tras 8 años pagando, veía que la deuda de la tarjeta revolving de Carrefour no disminuía»
Rosana Silva

Rosana Silva

«De no haber sido por vosotros, no nos hubiésemos animado a reclamar»
Avelino Casado

Avelino Casado

«Llevaba pagados con Creditea más de 4500 euros y aún me reclamaban 2.000 euros más»
Josefina Abadesa

Josefina Abadesa